¿Cómo aprovechar tus sobras de comida?

La carne molida puede ser utilizada de diversas formas y no sólo en hamburguesas.
carne, pan y queso

Hay muchas formas de sacarle el mayor jugo a nuestras sobras, pero la solución no siempre está en hacer un sándwich o huevo revuelto. Para darle un giro y que no te aburras, aquí te damos ideas para aprovechar las sobras de carne, queso o pan, que suelen ser de los ingredientes más comunes en nuestra lista de sobras semanales.

De carne

La carne, sobre todo molida, funciona para hacer muchos platillos, desde el clásico picadillo hasta unas jugosas hamburguesas. Pero si ya tienes muy poquita (como 250 gramos) unas pacholas son la opción. Las pacholas son típicas del estado de Jalisco y algunos lugares de Michoacán, son carne molida, mezclada con pan molido remojado en leche, una cucharada de perejil picado y un huevo. Después las aplanas como las tortillas y las asa al sartén con una cucharadita de aceite de oliva. Las puedes servir con un poco de salsa verde cruda y aguacate.

De pan 

Estas sirven para muchas cosas, sobre todo para hacer rendir otros platillos como sopas o cosas horneadas. Pero dos usos que nunca fallan son: para hacer budín de pan o para hornear crutones y tenerlos apartados en una bolsa. Así cada que quieras ensalada o agregarlos a una sopa, los puedes aprovechar.

También te puede interesar: Estas son las frutas y vegetales con más pesticidas según informe

De queso

¿Existe algo mejor que agregar las sobras del queso a todo lo que comemos? Me atrevo a decir que el queso es uno de los ingredientes más versátiles de la cocina. En todas sus versiones, blanco o curado, funciona. Por ejemplo: puedes rallar el blanco espolvorearlo en frijoles, enchiladas, ensaladas, sopas. El curado, lo puedes utilizar para gratinar algunas verduras al vapor, para unos huevos a la cazuela, para rellenar proteínas o para hacer un pastel de carne súper goloso, lleno de salsa y mozzarella.