Infusiones en frío que van más allá del café

Son un gran sustituto para el refresco o los jugos azucarados.
agua de horchata, arroz, aguas frecas

Las infusiones en frío no son exactamente las bebidas que uno piensa tomar durante el otoño, pero en realidad son una gran opción para beber durante el día, ya que son muy saludables.

Inspirados en la receta que la chef mexicana Daniela Soto Innes publicó en Instagram de una infusión fría de cacao tostado con agua de coco, decidimos darte algunas opciones más para beber durante el día.

Las infusiones en frío son básicamente aguas con extractos de plantas y especias maceradas por un lapso hasta de 12 horas.

Infusiones en frío

Una buena opción para reemplazar los refrescos es enriquecer el agua simple con plantas como el té limón o la yerbabuena. Incluso le puedes añadir rodajas de limón o de naranja y algunas especias como anís.

La clave es dejarlas reposar por mucho tiempo, si te es posible por una noche para que el sabor se concentre más, o mínimo por unas 4-6 horas. Las combinaciones varían dependiendo de los gustos. Una opción muy fácil es utilizar romero o menta.

Puedes sustituir el agua por una opción de coco o de avena, incluso puedes añadir cubos de fruta fresca como fresas, melón o manzana. Una vez que la infusión haya tomado su tiempo, puedes o no colar la fruta, es cuestión de gustos.

Checa nuestras recetas para preparar infusiones de: canela y jamaica, agua de coco y limón, menta y jengibre.