¿De qué está hecha el agua mineral?

Descubre si en verdad es tan buena como dicen.
agua mineral

El agua mineral se ha vuelto una de las bebidas favoritas de muchos, ya sea sola o como mezclador para preparar otras combinaciones, pero muy pocos saben la verdad sobre sus componentes y cuáles son en realidad las diferencias que tiene con el agua natural.

También te puede interesar: Por qué el cacahuate es una superfood y cómo puedes añadirlo a tu dieta

La característica principal del agua mineral es el gas, pero está compuesta por muchos más ingredientes. Para comenzar, hay que aclarar que el agua natural por sí sola cuenta con minerales esenciales como el magnesio y el calcio, sin embargo, la que todos conocemos como agua mineral es aquella que -como su nombre lo indica- ha sido mineralizada para enriquecer sus propiedades.

agua-mineral-vaso
Foto: Pexels

En este sentido, el agua mineral además de tener calcio y magnesio puede incluir otros ingredientes como hierro, cloruro, floruro, potasio, sodio y sulfatos, lo que la vuelve una bebida carbonatada. Aunque estos son los compuestos más comunes en esta bebida, diferentes estudios elaborados en 2019 concluyeron que algunas marcas contienen arsénico, un mineral que si es consumido en exceso puede ser dañino para la salud.

También te puede interesar: Beneficios de tomar agua de jamaica

De acuerdo con la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), consumir agua mineral puede tener grandes beneficios para la salud siempre y cuando se consuma con moderación, pues en exceso puede tener consecuencias negativas como dañar el esmalte de los dientes y afectar a las personas que padecen hipertensión.

Algunos beneficios del agua mineral

  • Favorece la digestión.
  • Hidrata la piel y le da un mejor aspecto.
  • Ayuda a eliminar toxinas y desechos del cuerpo.
  • Aporta una buena cantidad de minerales que ayudan a fortalecer los huesos y mejoran el funcionamiento de los músculos.
  • Es buena para activar el organismo y combatir el cansancio.
  • Reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares y ayuda a controlar los niveles de colesterol.
  • Alivia malestares estomacales como la dispepsia, la cual provoca ardor y náuseas que suelen presentarse después de consumir algunos alimentos.

También te puede interesar: ¿Es realmente bueno comer linaza?

Ahora que sabes esto, puedes seguir bebiendo agua mineral con moderación. No olvides alternar con otro tipo de bebidas saludables, especialmente con el agua natural.