¿Para qué sirve el té de lavanda?

Verás que el aroma de esta bebida caliente te ayudará a relajarte y calmar la ansiedad.
te-de-lavanda

Uno de los elementos más utilizados en la perfumería, algunos productos cosméticos como los jabones y aceites de aromaterapia es la lavanda, gracias a su olor dulce y relajante. Sin embargo, éste no es el único uso de esta planta.

Sus flores suelen utilizarse también en la gastronomía y mixología por el color inconfundible y el sabor que tiene. Por ejemplo, Casa Virginia tiene un crème brûlée de lavanda, del que te dejamos por acá la receta, y hay algunas ginebras como la Diega rosa que la incluyen entre sus botánicos, además de que, por supuesto, también puedes usarla en cocteles. 

Ahora, hay otro gran uso de la lavanda y es como remedio natural. Ya sea en té o infusión, puedes preparar bebidas que te ayudarán a combatir el insomnio, mejorar tu digestión y olvidarte del estrés. A continuación te contamos más al respecto, pero no olvides que lo más importante para cuidar tu salud es visitar a tu médico y seguir sus indicaciones

Propiedades y beneficios del té de lavanda

Té de lavanda
Alan Austin / Unsplash
  1. Combate el nerviosismo y ansiedad 

Gracias a sus propiedades sedantes, se pueden minimizar los problemas de para dormir. Aprovecha las flores que da tu lavanda del jardín y toma una tacita de té al final del día. 

  1. Mejora el sistema digestivo

Ssi optas por beber una taza de té caliente de lavanda al final de la comida, los gases e inflamación serán menores. Otro tip es que en esos momentos en los que la ansiedad no te deja tranquilo y quieres abrir una bolsa de chips o comer alguna chuchería para sentirte tranquilo, bebas una taza de té, verás que el aroma y el brebaje caliente te ayudará a que la situación pase sin estragos traicioneros. Además tomar un té de lavanda ayudará si tienes problemas de mal aliento.

  1. Tu aliado contra el SPM

Bendita lavanda cuando tenemos cólicos, presión baja y ánimo triste. Una taza puede mejorar los síntomas del síndrome premenstrual debido a que ayuda con los dolores de cabeza y el dolor abdominal, pues ayuda a que el sistema nervioso se relaje, según el BioPhychoSocial Medicine.

¿Cómo preparar un té de lavanda?

¿Para qué sirve el té de lavanda?
Merve Sehirli Nasir / Unsplash

El procedimiento es muy simple: sumerge varias flores secas de lavanda en agua hirviendo, deja reposar durante 10 a 15 minutos, cuela y sirve. Puedes tomarlo caliente o frío, añadirle miel y leche o tomarla sin endulzantes. 

Contraindicaciones

Lo sentimos, pero no todo lo que brilla es oro, o mejor dicho, no funciona igual para todos. El té de lavanda no se recomienda en personas con epilepsia, gastritis, colitis o síndrome del colon irritable (SCI) porque puede afectar el sistema nervioso o la mucosa gastrointestinal. 

En el caso de las mujeres embarazadas y los niños, es recomendable consultar a un médico. En el caso general, tampoco es recomendable beber más de 4 tazas al día, según las recomendaciones de la jarra del buen beber