Cuatro experiencias vinícolas destacadas en Canadá

Encuentra una oferta vinícola exquisita y diversa de costa a costa.
canada-regiones-vinicolas

Los vitivinicultores canadienses producen vinos que van más allá del sabor, pues los entornos pintorescos y únicos donde son fabricados construyen una experiencia auténtica para cada uno de tus sentidos. Te compartimos algunas de las bodegas de vino canadienses que no debes perderte:

También puedes leer: Guía para explorar Montreal como local

Alucinante

Pearl Morissette es un hibrido entre granja-viñedo-restaurante cerca de las Cataratas del Niágara en Ontario, que produce vinos tintos y blancos de baja intervención. El restaurante por sí solo tiene una estructura de establo modernista que parece —a propósito— estar fuera de lugar al compararlo con sus alrededores rurales. ¡Hay que verlo para creerlo!

El restaurante ofrece platillos con un toque francés, creados con ingredientes de temporada, a menudo procedentes de la granja que se encuentra a pocos metros de distancia. Con esta oferta gastronómica y los exquisitos vinos que protagonizarán toda la experiencia, no querrás perderte de un buen maridaje.

También puedes leer: Un mapa para comer y beber en Montreal

Burbujeante

Benjamin Bridge es la primera productora de vino espumoso en Canadá que se basa en méthode classique para su elaboración. Pero lo que probablemente es más sorprendente es su ubicación: Nueva Escocia, en el Valle de Gaspereau, en la Bahía de Fundy, sitio donde se plantó el primer viñedo en esta provincia.

Además de la excelencia en los procesos de producción de esta bodega, lo que la hace tan especial es que, desde su primera cosecha, los viticultores se han mantenido firmes en su compromiso con la agricultura regenerativa y la elaboración de vinos de baja intervención en el ambiente.

También puedes leer: Montreal: el destino ideal para viajeros con espíritu navideño

Impresionante

Mission Hill Family Estate Winery es un punto de referencia cuando se trata de vinos en la Columbia Británica. Esta 5 veces ganadora de Canada’s Winery of the Year, ofrece vinos expresivos y vistas increíbles del Valle de Okanagan.

Es posible visitar esta bodega para una degustación o para comer en la terraza de su restaurante, desde donde es posible contemplar el lago, las cosechas de uva, la arquitectura del lugar y hasta algunas piezas de arte público. No importa cuál sea el plan, seguro deleitaras a tus sentidos desde el paladar hasta la vista.

También puedes leer: Ciudades para comer

Premiado

Experimenta el terroir del nuevo mundo combinado con las técnicas del viejo mundo en CheckMate Artisanal Winery, ubicada en Oliver, Columbia Británica. Recientemente, su Little Pawn Chardonnay fue premiado por segunda ocasión consecutiva con 100 puntos y se convirtió en el primer vino con este puntaje no solo en el Valle de Okanagan sino en toda la industria del vino canadiense.

Además del Chardonnay, esta bodega se especializa en sofisticadas versiones de Merlot, elaborados sin procesos de filtración o clarificación que permiten alcanzar su completo potencial de expresión de sabores. Aunque esta bodega no abre regularmente al público, es posible reservar una cita en su sala de cata con estilo moderno que promete regalar una experiencia verdaderamente exclusiva para deleitar sus productos y sumergirse en el ambiente del Valle de Okanagan.

Para saber más de Canadá, da clic aquí.

Síguenos en: Facebook / Twitter / Instagram / TikTok / Pinterest