¿Cómo evitar que el pulpo quede chicloso?

Sigue estos puntos para que sorprendas a tus invitados.
pulpo

Cocinar pulpo puede parecer un poco intimidante, pero en realidad es más fácil de lo que imaginas. De hecho, en algunas ocasiones es mejor comprarlo congelado porque su carne se volverá más suave al hervirlo y no tendrás que batallar tanto. Aquí te decimos qué sí, qué no y cómo cocinarlo para que no quede chicloso.

También te puede interesar: La guía definitiva para comer mariscos en la CDMX

Antes de cocinar toma en cuenta

-Si decides comprarlo fresco recuerda pedirle al vendedor que remueva el “pico” que esta en medio de los tentáculos y cabeza (es su boca). Lava muy bien bajo el chorro de agua fría. Reserva.

-Si está congelado, colócalo en un bowl cubierto de plástico o papel encerado y deja toda la noche en el refrigerador. De esta manera las fibras se volverán más suaves con el proceso de descongelado. Después, lava muy bien bajo el chorro de agua y verifica que no tenga “pico”. Si lo tiene remueve con un cuchillo pequeño o con unas tijeras.

-Un pulpo completo puede alcanzar para 7-8 personas. Así que corta en porciones medianas una vez que esté cocido.

¿Cómo evitar que quede chicloso?

-Una vez lavado, en una olla grande coloca agua (suficiente para cubrir el pulpo) y deja hervir.

-Con ayuda de una pinzas, remoja tres veces consecutivas los tentáculos en el agua hirviendo y deja cocinar. Se hace esto para que no se le caiga la “piel” tan rápido y para que quede terso.

-Deja hervir por 35-40 minutos, dependiendo del peso (2 kilos es lo más común).

-Clava un tenedor tanto en la parte de arriba como en los tentáculos para verificar que está cocido, el tenedor debe entrar con facilidad y no generar resistencia.

-Apaga el fuego y deja reposar en el agua por 10 minutos. Después, seca cuidadosamente con papel absorbente. Un poco de la “piel” saldrá al secarlo —no pasa nada. Cuando lo cocines en el sartén o la parrilla, eso es lo que estará súper crispy.

– Si lo pones en la parrilla asegúrate de cocinar los tentáculos por un buen tiempo: 8 minutos por lado si están completos y 3 si están cortados.

Para sazonar

-Siempre sazona al final con un poco de sal gruesa y aceite de olivo.

-Trata de no ponerle muchas especias para que conserve su sabor.