10 consejos para limpiar bien tu cocina

Aprovecha el tiempo para hacer una limpieza profunda de cada rincón.

Es tiempo de guardarnos y cuidarnos. Podemos aprovechara para organizar los cajones de nuestra cocina y limpiar a profundidad nuestras cocinas y eliminar cualquier riesgo de bacterias. Por eso, nos dimos a la tarea de enlistar algunos consejos para desinfectar toda tu cocina.

1. Dedica de 20 segundos a 1 minuto para lavarte las manos muy bien. Utiliza abundante jabón y agua tibia, talla tus dedos, palmas y muñecas. Es muy importante que seques con una toalla limpia o papel absorbente.

2. Limpiar las superficies de tu cocina con frecuencia es fundamental, ya sea que uses un limpiador de cocina o bien con agua caliente y jabón. Mi mamá siempre le pone una gotita de cloro en gel al jabón cuando hacemos limpieza profunda y funciona muy bien. Después, quita el exceso de jabón con un poquito agua y seca muy bien con un trapo limpio.

3. Para evitar que las bacterias se queden en manijas, puertas, interruptores de luz y refrigerador, hay que limpiar con un trapo limpio con jabón o desinfectante al menos tres veces por día (desayuno, comida y cena).

4.Por precaución, cocina tus proteínas por encima de los 70º y asegurate que se enfríen bien antes de guardarlos en el refrigerador, ya que se pueden descomponer muy rápido.

5. Lava y guarda en bolsas de sello hermético todas tus verduras en el refrigerador y ponles fechas de guardado. Esto no solo es por higiene sino que también te dará una idea de cuanto tienes y cuanto tiempo lleva en el refrigerador.

6. Si estás en modo de extrema limpieza, puedes lavar a conciencia la vajilla que usas de diario. Enjabona bien y después enjuaga con agua caliente (ojo, tampoco te quemes).

7. Cambia y lava frecuentemente los trapos de cocina. De preferencia lávalos a mano para evitar gastar agua, además los puedes dejar secar al sol para evitar usar la secadora mucho.

8. Ten una cubeta con limpiador de pisos y un chorrito de cloro con agua para que por las noches remojes tus mechudos o jergas con los que trapeas. Así al limpiar los pisos, estos estarán desinfectados.

9. Siempre que termines de cocinar, lava con una esponja y jabón de platos tu estufa y manijas.

10. Y por último, recuerda lavar muy bien los cubiertos. Una buena forma es dejarlos remojar por 5 minutos después de comer con un poco de jabón y agua caliente, después lava como normalmente lo harías y seca con un trapo limpio.