Restaurantes y bares imperdibles en Montreal

Tourisme Montréal

La ciudad de Montreal es conocida a nivel mundial por sus fabulosas experiencias culinarias. Este destino canadiense siempre da de qué hablar porque en la oferta existen espacios para todos los estilos, desde comedores con platillos informales hasta restaurantes cinco estrellas. Este es un recorrido por el grupo de restaurantes y bares que son visita obligatoria para complacer al paladar y conocer distintas facetas de la vida nocturna de esta ciudad canadiense.

También lee: Montreal: el destino ideal para viajeros con espíritu navideño

Los restaurantes

Montreal Plaza
Este restaurante de Charles-Antoine Crête y Cheryl Johnson en Plaza St. Hubert llama la atención, desde el exterior, por sus hermosas puertas de cristal, ventanas y letreros neón en donde resalta un gallo incandescente. En el lado del menú, hay platos pequeños y deliciosos que se preparan con ingredientes de temporada. En la oferta hay ostras, tartares, ensaladas, sopa de jitomate fría, pasta cavatelli, confit de trucha alpina, caracolillos y más. En cuanto a los vinos, Samuel Chevalier creó una lista de vinos con alrededor de 50 selecciones, varias de las cuales están disponibles por copa.

Graziella
Si de platillos clásicos italianos se trata, es imperativo visitar Graziella. Un restaurante con más de diez años de historia que ofrece platillos de Italia con una calidad y sabor excepcionales. Entre los imperdibles están: el ossobuco de ternera y los gnocchis con ricotta, limón y albahaca. 

Tourisme Montréal

Tourisme Montréal

Arthurs Nosh Bar
Montreal tiene un estilo culinario con una fuerte influencia de las tradiciones judías. Por tal motivo, desde hace dos años, Arthurs ha puesto sobre la mesa esta parte de la historia gastronómica de la ciudad. Raegan Steinberg y Alex Cohen tomaron como base elementos de las cocinas judía sefardí y judía asquenazí para preparar platos deliciosos. De ellos hay que ordenar el latke smorgasbord, un plato único que combina una porción de huevos revueltos, gravlax de salmón, ensalada israelí, jalá (rollos de pan trenzado) y latke (tortitas de papa fritas) acompañadas con salsa de manzana y crema agria.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Do you brunch ? We do!! #montrealfood #noshing #jewishfood #sthenri ? @karolinajez

Una publicación compartida por Arthurs (@arthursmtl) el

Maison Christian Faure
Fundada por Christian Faure, la Maison homónima es más que un lugar de pastelería fina, es una cafetería y una boutique de postres en el corazón de Old Montreal.  Además de ofrecer muchas opciones dulces, este lugar es la primera escuela internacional de Canadá dedicada a la pastelería francesa que además está ubicada en un edificio histórico con 300 años de antigüedad. No te pierdas el croustillant de praliné y la tarta de merengue con limón.

Tourisme Montréal

Tourisme Montréal

Toqué
Normand Laprise es reconocido como un promotor de la nueva gastronomía quebequense. Con 20 años de existencia, el restaurante da pasos firmes gracias a la mezcla de técnicas francesas con ingredientes locales que muestran la gastronomía contemporánea de Quebec. No por nada el chef Laprise es el único canadiense reconocido en la lista de los 100 mejores chefs del mundo y ganó un premio James Beard por el libro de cocina que es un homónimo del restaurante. Sus platillos minuciosamente montados y su cava que cuenta con una vasta cantidad de etiquetas te conquistarán.

Toqué! / Tourisme Montréal

Toqué! / Tourisme Montréal

Los bares

Agrikol
Un bar de ron funky con deliciosa comida haitiana que en un espacio de dos pisos está lleno de elementos vudú haitiano, barandales de hierro e instrumentos con música konpa (un estilo de música de Haití). El ron y la música son protagonistas sin dejar atrás la comida del chef haitiano Paul Toussaint en donde destacan platillos como el accra (bolitas de raíz de taro cremosas) y el griot (cubos de cerdo cocido marinados previamente en naranja agria).

Tourisme Montréal

Tourisme Montréal

También lee: Guía para probar street food en Toronto

Cul-sec
Un bar de vinos que tiene precios accesibles para la comida. Es un bar especializado en vino natural y orgánico lo cual quiere decir que son etiquetas artesanales y libres de sulfitos. De las entradas no hay que perderse el ricotta casero, la caponata (plato clásico de Sicilia) y al entrar a los fuertes, la hamburguesa con kimchi. Otros ganadores en la parte dulce son la crème brulée y la tarta de chabacano. Sin duda Cul-Sec es perfecto para descubrir buenos vinos y comida rica en una atmósfera relajada.

Snowbird Tiki Room
Un bar con temática tiki ubicado en el barrio de Little Italy. En este espacio lleno de sabores tropicales, decoraciones de bambú, hojas de palmera y luces coloridas; los cocteles son excepcionales. Vale la pena degustar el bloody tiki, su versión del Caesar’s preparado con ron, jugo de almeja, salsa Sriracha y Amernoir (digestivo de Quebec) que sirven en una lata de salsa de tomate. Toma en cuenta que sólo abre por las noches de jueves a sábado.

Facebook Snowbird Tiki Bar

Facebook Snowbird Tiki Bar

Le Blossom
Un hermoso bar de sake en el vecindario The Gay Village de Montreal que tiene una oferta gastronómica japonesa tradicional y contemporánea, además de la selección de sakes más relevante de la ciudad. Sashimis, sopas Udon, temakis y handrolls para maridar con sakes, vinos y cocteles.

Big in Japan
El bar Big in Japan es un magnífico bar de cocteles con un ambiente íntimo. El solo hecho de mirar todas las botellas de whisky que cuelgan, confirma que estás en el lugar correcto. Las bebidas van desde selecciones de whisky, bourbon, coñac, scotch, amaros, cerveza y sake.

Conoce más sobre Montreal aquí