En las semanas transcurridas desde el polémico arresto de dos hombres de color que esperaban encontrarse con un socio comercial en un Starbucks de Filadelfia, la compañía de café aclaró que habrá cambios en sus políticas.

El presidente de Starbucks, Howard Schultz, emitió un comunicado sobre el acceso a los baños de la cadena durante el fin de semana y amplió el alcance de esa regla a los más de 8,000 establecimientos.

La nueva definición de “cliente”

En lugar de basarse en si alguien compró o no en una tienda de Starbucks, la nueva política aclara que cualquiera que utilice las instalaciones de Starbucks, ya sea en el interior del establecimiento o al aire libre, es considerado como cliente.

Starbucks se compromete a ser un “tercer lugar”

De acuerdo con la política publicada, Starbucks quiere que sus tiendas sean el “tercer lugar”, un ambiente cálido y acogedor donde los clientes pueden reunirse y conectarse. Cualquiera puede usar los espacios de Starbucks, incluidos sus baños, cafés y patios.” La terminología de “tercer lugar” se da a los espacios de reunión fuera del hogar y al trabajo que facilita la interacción con la comunidad. Las iglesias, bibliotecas, centros comerciales y parques, encajan en esta categoría.

Los baños también están abiertos para cualquier persona

A principios de este mes, Schultz aclaró la política de uso de los baño en las tiendas de Starbucks. Se permitirá el acceso a cualquiera, independientemente si compró algo.

Código de conducta del cliente

Además de reeducar a los empleados, Starbucks también ha emitido directrices sobre cómo espera que esos clientes, pagadores y no remunerados, se comporten en el establecimiento. La cadena pide a los clientes que mantengan “un ambiente cálido y acogedor” al:

  • Usar espacios como estaba previsto
  • Ser considerado con los demás
  • Comunicarse con respeto
  • Actuar responsablemente

¿Cuándo los empleados de Starbucks deben llamar al 911?

Se puede esperar que los empleados llamen a la policía cuando hay amenazas físicas directas o agresiones contra personas o bienes de la tienda (además de cosas como robos, incendios, uso de drogas, etc.).

Starbucks cerrará más de 8,000 de sus tiendas operadas por la compañía la tarde del martes 29 de mayo para llevar a cabo el entrenamiento de prejuicio racial, a raíz del incidente de detención en Filadelfia.