¿Qué es y cómo surge la nixtamalización?

La nixtamalización es un proceso que existe desde tiempos prehispánicos y sin esta, las tortillas no tendrían la consistencia y propiedades que la caracterizan. El proceso empezó en México y Centroamérica, con la utilización del maíz seco para hacer tortillas y otros alimentos. Originalmente para moler el grano, sólo se utilizaba agua y maíz, pero […]

agosto 9, 2019

¿Qué es y cómo surge la nixtamalización?

Foto: Pexels

La nixtamalización es un proceso que existe desde tiempos prehispánicos y sin esta, las tortillas no tendrían la consistencia y propiedades que la caracterizan.

El proceso empezó en México y Centroamérica, con la utilización del maíz seco para hacer tortillas y otros alimentos. Originalmente para moler el grano, sólo se utilizaba agua y maíz, pero debido a que se echaba a perder muy rápido, tuvieron que experimentar con otros métodos.

Nuestros antepasados se dieron cuenta que tenían que poner a cocer el maíz y agua sobre fuego para que se pudieran romper los granos. Con el tiempo, descubrieron que la ceniza de leña (que contiene óxido de sodio) ayudaba a separar con mucho más facilidad la cáscara del grano—este fue el método precursor a lo que hoy se maneja. Posteriormente descubrieron que la cal viva (óxido de calcio) y el agua caliente causaban el mismo efecto.

También te puede interesar: No deberías de comprar tortillas del supermercado

Durante este proceso la estructura química del maíz cambia, ya que absorbe el calcio y potasio al momento de hervir. Los granos también se deshacen de impuresas y aportan aminoácidos al cuerpo.

El método consiste en limpiar el maíz, cocerlo con cal y dejarlo reposar toda la noche, después se limpian los granos y con ayuda del metate se muele para obtener la masa. Después todo está listo para empezar a hacer las tortillas.

Este método de la nixtamalización se usa en toda Mesoamérica, como en Venezuela para las arepas y Guatemala para los tamales y tortillas.

Ahora ya existen métodos industrializados para lograrlo, sin embargo, no se compara con el método tradicional que es parte de nuestra cultura.

Artículos relacionados