Nuestro amor por la cultura japonesa se vuelve cada vez más evidente, desde barras de desayuno japonés hasta tiendas de utilitario nipón. Deslúmbrate con el resplandor que ha llegado hasta México desde la tierra del sol naciente.

Enomoto Coffee

japonesa, nipón, sando
Ana Lorenzana

Lo que por la noche es un bar de sake y vinos naturales, Le Tachinomi Desu se ha convertido en el spot mañanero de los amantes del buen café y los sándwiches japoneses. Enomoto Coffee es la nueva concepción de Edo Kobayashi, el creador del grupo homónimo detrás de Rokai, Iwashi, Hiyoko y más, y fue creado en honor a los Kissaten –tiendas de té y café japonesas inspiradas en las cafeterías europeas cuya época dorada fue durante la década de los 70–.

Sirven cafés y sandos (sándwiches japoneses), los más tradicionales son el ebi katsu (camarón empanizado), el tonkatsu (chuleta de cerdo empanizada) y el tamagoyaki–un omelette japonés que es como una mezcla como entre el omelette regular y la tortilla española. También hay opciones más “comunes” como el veggie sando o el papa con jamón sando.

Dirección: Río Pánuco, 123B, Cuauhtémoc, CDMX

En búsqueda de lo tradicional

japonesa, nipón, wan wan sakaba
barra WAN WAN Sakaba / Foto: Ana Lorenzana

Conforme más vamos conociendo sobre la comida japonesa, más nos damos cuenta lo distantes que eran los conceptos de comida rápida que conocíamos en nuestro país. Es por eso que las barras de sushi tradicionales auténticas han comenzado a expandirse. Si quieres una probada, te recomendamos visitar Juni-Ko, WAN WAN sakaba, Sushi Kyo, Kura Izayaka o Sushi Iwashi. En estos lugares se da prioridad a la frescura del pescado y nunca encontrarás rollos con queso crema o salsa chipotle, sino nigiris, sashimis y makis auténticos, simples e increíblemente deliciosos.

Postres nipones que hay que probar

Taiyaki

Razones por las que soy gorda ???

Una publicación compartida por Mayra Lome (@mayrol22) el

Los waffles en forma de pez, que a la vez hacen de cono de helado, están llegando a la ciudad y por lo que vemos en Instagram es una moda que va en ascenso. En la Ciudad de México los puedes encontrar en Kochi Kochi Land, una pastelería que se especializa en los postres japoneses en la zona Centro o en Heladería Escandón.

Mochis

Mochi de té verde (Bocado de felicidad) #asianstreetfood Colima 183 | Roma Norte T. 52077471

Una publicación compartida por Sesame (@mxsesame) el

Este postre gelatinoso está hecho de una pasta de arroz aglutinado llamada mochigome que generalmente va rellena de helado y tiene una consistencia similar a la de una gomita pero muy delgada. Existen muchos sabores, como el de helado de chícharo con menta con ganache de menta y crumble de chocolate de Fat Boy Moves, el de lychee de Kura Izayaka o el de matcha de Sésame. Si aún no los has probado, te aseguramos se convertirán en tu nuevo postre favorito.

Lujo y zen al estilo japonés en el primer ryokan de México y Sudamérica

ryokan , japonesa
Cortesía

Los ryokan surgieron originalmente como alojamientos tradicionales japoneses para viajeros cuya estadía era corta, pero el término se ha transformado para hablar de los hoteles que toman referencias culturales y arquitectónicas niponas para su funcionamiento y construcción. Sus características incluyen pisos de tatami (tejido parecido al petate), onsen (baños termales colectivos), jardines estilo japonés y shoji y fusumas (paredes y puertas corredizas).

La obsesión global por todo lo referente a Japón ha permitido que ya no sea necesario viajar a la tierra del sol naciente para conocer este tipo de hospedaje. Ahora, el primer ryokan de Latinoamérica ha abierto en la Ciudad de México. Se trata de Ryo Kan MX, un espacio fresco que mezcla el estilo nipón con materiales mexicanos creado por la arquitecta Regina Galvanduque, del estudio creativo GLVDK Studio.

Al entrar al luminoso patio central olvidas el caos de la ciudad y abres paso a una experiencia zen rodeada de maderas claras, losas de mármol blanco y bonsáis. Hay 10 habitaciones en total, todas tatamis, fusumas y espacios para tomar el té. La terraza es el lugar perfecto para admirar la zona y pasar un momento de relajación. El jardín central lleno de luz natural está pensado para que tengas un agradable desayuno antes de salir. Por último, y para completar la experiencia nipona, no te vayas sin darte un relajante baño en el onsen.

Dirección: Río Pánuco 166, Cuauhtémoc, CDMX