Como la mayoría de las tradiciones, la de la champaña en la F1 comenzó por accidente. Conoce la historia completa aquí.